La mayor hidroeléctrica del mundo en producción de energía

Responsabilidad Social
Habilitaron la Posada Emily, para niños que siguen tratamiento del cáncer
Tamaño de la letra
25/09/2017

A escasos metros del Instituto Nacional del Cáncer (INCAN), ramal de la Ruta 2 Capiatá-Areguá, se encuentra la Posada “Emily”, donde niños y adolescentes, de escasos recursos, que siguen tratamiento del cáncer; pueden quedarse con un familiar, mientras dure su período de revisión clínica.
  


  

La iniciativa solidaria, que fue habilitada oficialmente esta mañana, se concretó gracias al trabajo conjunto de las Fundaciones Manitos USA y San Peregrino, además del apoyo de la ITAIPU Binacional, que donó el mobiliario, electrodomésticos, equipos informáticos y sillas de rueda.

La Entidad también contribuyó con la donación de una camioneta Ford Ranger, 4x4, que será utilizada para el traslado de los pacientes, así como el financiamiento del arreglo integral del amplio patio jardín de la Posada.

El acto inaugural fue presidido por miembros de la comisión directiva de ambas entidades solidarias, así como representantes del INCAN, la ministra sustituta de Salud, María Teresa Barán y, en representación del director general paraguayo de la ITAIPU Binacional, James Spalding, estuvo presente Daniel Ramírez, jefe de la División de Gestión de Responsabilidad Social.

Según los responsables de la Obra, es un “hogar de la solidaridad y del amor”, y se compone de ocho habitaciones, una por cada paciente que quede hospedado, en compañía de un familiar.

La casa solidaria posee todas las comodidades básicas, así como un amplio patio jardín, organizado de manera alegre y repleta de flores y plantas ornamentales. También cuenta con un parquecito y una huerta para el autoconsumo y una parte administrativa.

Otros invitados a la inauguración fueron el Director General del INCAN, Doctor Julio Rolón, el Director Médico, Hernán Ortiz, el Jefe del Departamento de Hemato-Oncología Pediátrica, Doctor Luis Valdez y el cuerpo médico y de enfermería; además del Director de la 11ª Región Sanitaria, Doctor Gustavo Ortiz.

Es un lugar lleno de amor
 

Lucia de Acevedo.

Algunas madres, que ya se encuentran hace algunos meses hospedadas con sus respectivos niños, comentaron al DIE que se puede sentir el amor con que los responsables de la Posada atienden a todos. Lucia de Acevedo, de la etnia nivaclé, del departamento de Pdte. Hayes, Chaco indicó que tiene un hijo de 17 años, que hace 17 días se encuentra viviendo en el Albergue.

“Estamos muy contentos por encontrar este lugar, para nosotros es muy difícil viajar desde lejos. Desde que se operó mi hijo, hace 17 días que estamos aquí”, indicó.
 

Felicita Bogado.

Felicita Bogado también tiene a una hija en el sitio, de 14 años y es de la ciudad de Ñemby. “Hace 2 meses que estamos viviendo aquí y nos sentimos muy agradecidas”, agregó.
 

Avelina Caballero.

Avelina Caballero es de Santa Rosa del Aguaray y tiene a su niño de 5 años bajo tratamiento oncológico y, en medio de tanta emoción, apenas pudo decir que se encontraba hace tres meses viviendo en el lugar, que no hallaba las palabras para agradecer esta oportunidad y toda la ayuda y contención, que reciben a diario, por parte de los responsables de la Posada.
 

Gloria Cappello.

Por su parte, Gloria Cappello, voluntaria, destacó el trabajo que realizan desde la Fundación San Peregrino. “Es un verdadero oasis de amor y paz.
Es la entrada al Hospital, este albergue es como un apéndice del Hospital del Cáncer, que va a través de una rampa hasta sus instalaciones”, señaló.

Dijo que todos los chicos están temerosos al iniciar su tratamiento, que la mayoría vienen del interior del país y que de por sí ya es un cambio muy brusco para ellos.

“Yo hago una llamamiento de solidaridad, del día a día, de apoyar todas estas causas, y que se acerquen a estos lugares. Nos solidarizamos con otros países, y está bien, pero aquí, en Paraguay tenemos nuestros propios tormentos y tempestades, que no debemos olvidar”, agregó.

Gilberto Caniza.

Por su parte, Gilberto Caniza, miembro de la Directiva de la Fundación San Peregrino destacó el apoyo de la ITAIPU para esta causa tan noble.

“La ITAIPU hizo una contribución muy importante ya que proveyó de un medio de transporte, que es una camioneta de doble cabina, que está atendiendo todas las necesidades de transporte de la sede de la Secretaría de la Fundación y de la Posada. También contribuyó, en buena parte, para el reacondicionamiento del jardín y siempre está a disposición, para salir colaborando con nosotros, y estamos muy agradecidos por eso”, indicó.

La inauguración contó con una bendición sacerdotal y el momento musical estuvo a cargo de la renombrada Orquesta de Instrumentos reciclados de Cateura, cuyo director, Favio Chávez, comentó, con dolor, que hace poco tiempo perdieron a un integrante del grupo, que también padecía de Leucemia.

¿Quién fue Emily?

Claire Nalley y Richard Nalley son directores de “Manitos USA”, y son los padres de Emily, una niña estadounidense, que en el 2006 falleció, a los 4 años, por la enfermedad de Cáncer. La niña fue cuidada por dos paraguayas, que se ganaron todo el aprecio y agradecimiento del matrimonio Nalley.

“En el 2007, decidimos devolver al Paraguay el amor que nuestra hija y nosotros recibimos. No somos personas de fondos ilimitados, por eso pensamos en cómo ayudar a esta gente, desde tan lejos, averiguamos por varios medios y finalmente nació la Fundación Manitos”, comentó con mucha emoción Claire Nalley, esta mañana, durante la inauguración de la Posada que lleva el nombre de su niña.