La mayor hidroeléctrica del mundo en producción de energía

Sala de Prensa
En el corazón de Itaipú: el encendido inicial
Tamaño de la letra
02/04/2009

¿Qué sería de la llama si no fuera la chispa inicial? La misma pregunta se puede hacer con relación a la producción de energía en Itaipú: ¿qué sería del generador sin una primera excitación? Para hacer no sólo el papel de ‘chispa’, sino para mantener un flujo constante de corriente fundamental para la generación de energía, cada unidad cuenta con un sistema de excitación.

 

La excitación de la unidad generadora se produce cuando la turbina alcanza el 90% de giro. Con esta ‘chispa’, se crea el campo magnético entre rotor y estator y la máquina puede generar energía. Sin él, es como si la unidad estuviera en un constante ‘girar en vacío’. El panel de control del sistema de excitación, que queda en la cota 98, pasó por una inspección general, en los trabajos en la U07. 

 

 

“Se sacaron y pasaron por una limpieza todos los componentes electrónicos”, afirmó el técnico Oscar Villalba, de la División de Mantenimiento Electrónica (SMME.DT).

 

“Es un mantenimiento preventivo fundamental para evitar futuros problemas”. Después de esta limpieza completa, se pone a prueba el sistema con simulaciones, para verificar las respuestas.

 

Un panel del tamaño del sistema de excitación necesita ser refrigerado constantemente. Quien hace este papel son tres conjuntos de radiadores y ventiladores, uno de ellos de reserva, colocados lateralmente a los paneles. El personal de mecánica retiró, desarmó y limpió cada ventilador. De tres en tres años se cambia el rodamiento.